martes, 13 de febrero de 2018

Collado del Torno, en Llanes, mirador natural prodigioso.


Ubicado a 533 metros de altitud,  en la carretera AS-340 que comunica Nueva, en Llanes, con Corao, en Cangas de Onís.


Nueva, situada en el valle de San Jorge, a 45 metros de altitud, es una localidad y una de las 28 parroquias en que está vertebrado el concejo de Llanes, en el oriente del Principado de Asturias, de cuya capital dista 18 kilómetros.
Su iglesia parroquial está bajo la advocación de San Jorge contando la localidad, que en el año 1953 fue declarada pueblo más bonito de Asturias en el primer concurso celebrado, también con la ermita del Santo Cristo del Amparo.
Junto a ella parte la carretera AS-340, que la comunica con Corao, localidad y parroquia perteneciente al concejo limítrofe de Cangas de Onís.
Carretera que, en ascenso atravesando un tupido bosque y a través de retorcidas curvas con desniveles que llegan a alcanzar el 14 %, da acceso primero al valle de Llamigo y a la pequeña localidad de mismo nombre.
Llamigo, situado a 4 kilómetros de Nueva, está situado sobre  un poljé, depresión kársticas de fondo plano y bordes irregulares, depresión formada sobre un bloque hundido surgido entre dos fallas paralelas. La planicie creada es la más extensa del interior del concejo llanisco, y en ella hubo un aeródromo durante la Guerra Civil que no se termino de construir.





La pequeña localidad que apenas cuenta con 40 habitantes, festeja cada 9 de septiembre a su patrona, la Virgen de Loreto, con una curiosa celebración, la conocida como “guerra del vino”, tradición que se remonta al año 1940.
Y seguidamente al collado o alto del Torno, punto más alto de la carretera, ubicado a 533 metros de altitud, distante 6 kilómetros de Nueva.






El collado es el extremo oeste de la sierra Benzúa, perteneciente integra al concejo de Llanes. Mole caliza paralela a la costa cantábrica, con orientación este, que tiene una longitud de 9 kilómetros, siendo su extremo este el pico el Castillo, situado encima de la localidad de Rales. Y que fue foco de continuos enfrentamientos durante la Guerra Civil, quedando como testigos mudos restos de trincheras, parapetos y refugios excavados entre las rocas de la sierra.






El Torno, es todo un deleite para los sentidos. La costa cantábrica, los valles interiores, la sierra del Benzúa y a lo lejos la mole de los Picos de Europa, distinguiéndose perfectamente los tres macizos, conforman un espectacular paisaje de contrastes.





Al este se encuentra la sierra del Benzúa con el pico Cuetón (691 metros) con caseta y antena en su cima, al que se accede en apenas 30 minutos.






Al Oeste del collado se encuentra la sierra de Santianes y Escapa, con el Mofrechu con sus 891 metros, como máxima altura y referencia, a la vez que máxima altura del vecino concejo de Ribadesella.


El collado del Torno, la sierras de Santianes y Escalpa, y el Mofrechu, desde el Cuetón.


Al Norte, Llamigo y su valle, y detrás la sierra de la Cueva Negra, con su referente el Jorovitaya, también conocido como picu Manolete o del taxista, y el mar Cantábrico de fondo.
Al sur las depresiones hacia el municipio de Cangas de Onís, con el fondo majestuoso del conjunto que forman los Picos de Europa. Del collado se disfruta de una de las más completas y mejores panorámicas, con perfecta visión de los tres macizos, con el picu Urriellu, el Torrecerredo y las peñas Santa Marías luciendo altivas.








En el alto un monolito recuerda a los jóvenes Avelino Ansa y Gemma Martínez, fallecidos en accidente de circulación en el mismo, el 14 de junio de 1980.






Al poco de comenzar el descenso se encuentra la bifurcación a la izquierda al caserío de Fresnedo, y más adelante la localidad de Riensena, última localidad del municipio de Llanes y desde la que se puede acceder al valle de Ardisana.






El collado de Igena, también llamado Tresllende, límite de los concejos de Llanes y Cangas de Onís; la localidad de Igena; el collado Zardón;  Labra y Coraín, son las referencias y localidades hasta llegar a Corao, ubicado a 90 metros de altitud, dónde concluye la carretera AS-340, que tiene un recorrido de 23 kilómetros.


MÁS INFORMACIÓN. Pinchar en enlaces.



“El collado del Torno es uno de los prodigiosos mirados naturales que ofrece Asturias”. José Ignacio Gracia Noriega (1945-2016) escritor asturiano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario